Cómo crear una empresa en México | 8 Pasos importantes

Cuando constituyes tu empresa, tomar buenas decisiones es fundamental para que esa idea de negocio se materialice y se haga realidad. Cuando constituyes tu compañía no solo te sirve para hacer negocios con distintos jugadores a nivel local, también te acercará a obtener inversión por parte de entidades financieras e inversionistas, si también cuentas con una buena asesoría contable.

En México existen diversas formas de asociación según el tipo de empresa que vayas a crear. Desde sociedades de personas (como la sociedad de responsabilidad limitada) hasta sociedades por acciones (incluyendo un tipo especial para emprendedores que están pensando levantar capital en el mediano o largo plazo).

Recuerda que todas las sociedades tienen características y requisitos diferentes, por lo que es importante que entiendas qué quieres lograr con tu sociedad, para que esta cumpla con tus necesidades.

Si estás pensando constituir una sociedad mercantil (con excepción de la sociedad por acciones simplificada o SAS), estos son los ocho pasos que debes seguir:

  1. Ten clara la información básica: Esto incluye el nombre de la sociedad y de sus accionistas, su objeto social (es decir, lo que hará tu sociedad) y su capital (lo que tú y tus socios aportarán), entre otros.
  2. Obtén la autorización de uso de nombre: Esta se solicita ante la Secretaría de Economía y garantiza que no existan dos sociedades con el mismo nombre. Te recomendamos tener al menos 3 opciones de nombre en caso de que tu primera opción una no esté disponible.
  3. Revisa y aprueba tu estatutos: Los estatutos sociales son las reglas internas de funcionamiento de tu sociedad.
  4. Firma el acta constitutiva de la sociedad: Una vez aprobados tus estatutos, estos deben protocolizarse ante un Notario o Corredor Público. Cuando estén listos, el Notario o Corredor te entregarán una copia de los Estatutos protocolizado para que puedas adelantar los trámites correspondientes ante la autoridad tributaria (en México, el Servicio de Administración Tributaria o SAT).
  5. Alta ante el SAT: El apoderado de la sociedad debe asistir al SAT para hacer el alta de la sociedad y que te asignen un número de identificación tributaria (o RFC).
  6. Obtención de la FIEL: Una vez la sociedad tenga su RFC, se debe solicitar la firma electrónica avanzada o FIEL. Ésta te permitirá firmar tus declaraciones en línea, entre otras cosas.
  7. Alta ante el RPC: El notario o corredor llevará a cabo el registro de tu sociedad ante el Registro Público de Comercio (RPC).
  8. Obtención primer testimonio: Una vez efectuada el alta ante el SAT y el RPC, si llevaste a cabo el trámite con un Notario, éste te entregará el Primer Testimonio del acta constitutiva.

Estos ocho pasos pueden ser engorrosos, un poco confusos y en algunos casos pueden generar frustración, ya que puedes perder tiempo contestando los requerimientos de las entidades. Es por eso que en el mejor de los casos y con el apoyo de expertos, este trámite puede llegar a tardar menos de dos meses.

Por eso, te aconsejamos apoyarte en un equipo legal especializado que conozca la regulación, los requisitos y te ayude a redactar los documentos correspondientes. Así, no solo ahorrarás tiempo, también ahorrarás dinero y estarás más tranquilo durante el proceso.

Suscribete a nuestro Blog

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Suspendisse varius enim in eros elementum tristique. Duis cursus, mi quis viverra ornare, eros dolor interdum nulla, ut commodo diam libero vitae erat. Aenean faucibus nibh et justo cursus id rutrum lorem imperdiet.